Conéctate Aprende Finanzas

CAPACITACIÓN

La cultura vuelve a ocupar el centro de la escena en la región

Por Eliana Prada

Comparte este artículo

Las medidas de aislamiento adoptadas para frenar la pandemia repercutieron sensiblemente en todas las actividades que convocan al público. La industria cultural y creativa es una de las más afectadas. Sobre todo, si consideramos que se compone, en su mayoría, de micro, pequeñas y medianas empresas (MiPyMEs) y de una vasta proporción de artistas y trabajadores autónomos que trabajan en la informalidad. 

Para evaluar el impacto que la suspensión de la actividad cultural tuvo en un sistema ya en sí mismo precario, varios países de la región han lanzado encuestas para medir este impacto y brindar una guía a la hora de diseñar un plan de reactivación que permita “reconstruir mejor”, en palabras de la UNESCO. Chile, por ejemplo, reveló la opinión de más de 15,000 artistas, creativos y emprendedores de la Economía Naranja y confirmó una tendencia poco alentadora: El 80% de los encuestados están en condiciones de informalidad laboral y el 60% no tiene acceso a fondos estatales.

En la encuesta de México, 6 de cada 10 trabajadores culturales se declararon independientes y casi 4 de 10 encuestados afirmaron haber dejado de recibir ingresos durante la pandemia. Sin embargo, 9 de cada 10 entrevistados considera que las actividades culturales mejoraron la calidad de vida durante el confinamiento.

En Paraguay, una encuesta realizada en marzo por la Federación de Industrias Creativas dejó en evidencia que los recursos que permitieron que otras industrias siguieran adelante con sus negocios durante la pandemia no resultaron igual en ésta: el 84% de los consultados considera que el teletrabajo no es efectivo para trabajos culturales y artísticos, el 53% manifestó que el comercio electrónico no los ayuda y el 72% carece de estrategia para atravesar la crisis.

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID), junto con la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB), Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación la Ciencia y la Cultura (OEI) y MICSUR Cultural lanzó también su propia encuesta para identificar el impacto que tuvo COVID-19 en la industria. Se trata de una encuesta rápida, disponible en cuatro idiomas –inglés, portugués y español.

Devolverles la voz a los principales agentes culturales de la región es vital para diseñar políticas públicas urgentes que apunten a su recuperación, pero también a la de todos, porque la cultura es esencial para construir sociedades más inclusivas, entretener y alimentar el espíritu, sobre todo en tiempos de crisis.        

La encuesta está orientada tanto a dueños y gerentes de empresas creativas y culturales, como a artistas o trabajadores (dependientes o autónomos) del sector. Está dividida en tres partes que buscan responder a estos interrogantes:

¿Cuál ha sido el impacto del COVID-19 en tu actividad creativa?

¿Cuáles son los principales obstáculos para desarrollar tu actividad creativa durante en esta crisis?

¿Qué medida política/económica sería más efectiva para ayudarte a salir de la crisis?

Los resultados de esta encuesta serán claves para informar a los gobiernos de la región sobre un sector que contribuye con un 2,2% del PIB en promedio en América Latina y el Caribe y genera empleos e impacto social. Por primera vez, la región contará con datos comparables entre países que darán visibilidad a un sector de la economía, que no siempre es considerado como beneficiario de las políticas públicas. Dejarlos fuera es poner en riesgo no sólo el sustento de miles de familia, sino también aquellas empresas e iniciativas que apoyarán con fuerza la reactivación económica.

Esta encuesta es una muestra más del compromiso que el BID tiene con las poblaciones más afectadas en Latinoamérica y el Caribe. En esta oportunidad, se trata de encontrar nuevos instrumentos y estructuras de financiamiento que refunden las bases de los modelos existentes, que históricamente han tendido a excluir a los creativos debido a sus ingresos oscilantes.

“Especialmente en momentos de crisis, vemos que la creatividad y la cultura han sido uno de los sectores más generosos y activos poniendo sus recursos para acompañar y vincular a las personas en este contexto adverso y desafiante,” señala Eliana Prada, especialista en Industrias Creativas del BID. “El objetivo de esta acción conjunta apunta y trasciende la recuperación económica: implica la restitución de una identidad artística que nos define como personas, como países, como región”.

NOTA: La encuesta es completamente anónima y su opinión formará parte del diagnóstico general del sector. Ningún detalle personal será difundido. Las organizaciones convocantes se comprometen a compartir los resultados obtenidos al final de la investigación y a mantener los términos de confidencialidad de la información recopilada. Agradecemos de antemano su tiempo y colaboración.

Comparte este artículo

{{'LOADING_COMMENTS' | translate}}...
{{'NO_COMMENTS_YET' | translate}}
{{'TO_POST_A_COMMENT' | translate}}

Otros usuarios también vieron


Cargando...

Inicia sesión en ConnectAmericas

Al crear una cuenta en ConnectAmericas, aceptas
las Políticas de Privacidad y los Términos y Condiciones

Ingresa el email con el que te registraste
en ConnectAmericas para crear
una nueva contraseña